Delegación Permanente ante la Organización de las Naciones Unidas para la Educación, la Ciencia y la Cultura

3 nuevas ciudades argentinas en la Red Mundial de Ciudades del Aprendizaje de la UNESCO (GNLC)

José C. Paz, La Matanza y San Justo se incorporaron a la Red Mundial de Ciudades del Aprendizaje de la UNESCO (GNLC), y se suman a Villa María (Córdoba), designada en 2017.

COMUNICADO DE PRENSA UNESCO

23 de septiembre de 2020, Hamburgo.

"Hoy, 55 ciudades de 27 países se unirán a la Red Mundial de Ciudades del Aprendizaje de la UNESCO (GNLC). Estas ciudades son excelentes ejemplos de cómo el aprendizaje a lo largo de la vida puede convertirse en una realidad a nivel local. Han demostrado que las políticas y prácticas eficaces de aprendizaje a lo largo de la vida pueden apoyar el desarrollo de ciudades inclusivas, seguras, resilientes y sostenibles y contribuir a la Agenda 2030. Con los nuevos miembros, el número total de ciudades que integran la GNLC de la UNESCO asciende a 230 provenientes de 64 países.

El Instituto de la UNESCO para el Aprendizaje a lo Largo de Toda la Vida (UIL), en su calidad de coordinador de la red, admitió a los nuevos miembros tras su nominación por parte de las comisiones nacionales para la UNESCO de los países correspondientes. Un firme compromiso con el aprendizaje a lo largo de la vida  por parte del alcalde y la administración de la ciudad es una condición previa fundamental para convertirse en una ciudad del aprendizaje. Como parte de su proceso de solicitud, los posibles miembros de la GNLC deben demostrar una visión clara para ofrecer oportunidades de aprendizaje a lo largo de la vida a todos los miembros de la comunidad. Una vez admitidas, se espera que las ciudades participen en las actividades de la red y elaboren un informe bienal en el que se presenten sus logros como ciudades del aprendizaje. Las nuevas ciudades miembro se presentarán en un acto en línea el 23 de septiembre de 2020.

El director del UIL, David Atchoarena, explica que: "Con una urgencia sin precedentes, la pandemia de COVID-19 ha subrayado la necesidad de construir sistemas educativos más resilientes para el futuro. Con más de la mitad de la humanidad viviendo en zonas urbanas, las ciudades deben estar en el centro de esta labor".

"Durante la pandemia, las ciudades del aprendizaje de la UNESCO de todo el mundo han demostrado que están bien situadas para hacer realidad el aprendizaje a lo largo de la vida, incluso en condiciones difíciles", prosigue el Sr Atchoarena. "Doy una calurosa bienvenida a los nuevos miembros de la Red Mundial de Ciudades del Aprendizaje de la UNESCO y espero con gran interés trabajar con ellos para seguir avanzando en nuestro objetivo de garantizar el aprendizaje a lo largo de la vida para todos".

Fondo argentino de cooperación sur-sur y triangular